#laculturaenemergencia

Entre lo ilegítimo y lo ilegal 

El miércoles 26 de junio, la Comisión de Educación y Cultura de la Asamblea Nacional inició una serie de comparecencias al ex-ministro, Raúl Pérez Torres, y al Presidente de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, Camilo Restrepo. Estas comparecencias tienen como objetivo fiscalizar el incumplimiento de la Ley Orgánica de Cultura y su Reglamento. La primera comparecencia duró casi tres horas.  En ella intervinieron los directores de los Núcleos de la Casas de la Cultura de Azuay, Manabí y Tungurahua. Por parte de la sociedad civil intervino Patricia Yallico, representante del sector del cine y audiovisual. Tras estas intervenciones, más los comentarios y observaciones de varios asambleístas y a partir del propio testimonio de Pérez Torres, habría motivos para iniciar su juicio político. 

De lo suscitado en la Asamblea Nacional, y como dudas ya existentes en el sector, cinco temas llaman la atención: 

El primero: durante su comparecencia, el ex-ministro Pérez Torres públicamente reconoció su incumplimiento al Reglamento de la Ley Orgánica de Cultura.

El segundo: que el recorte del 46.07% aplicado al presupuesto anual 2019 del Ministerio de Cultura y Patrimonio y del 11% a la Casa de la Cultura no tiene una explicación ni técnica ni legal.

El tercero: mientras al sector se le exige austeridad, la Dirección de Gestión Cultural de la Presidencia de la República (institución que funciona por fuera del Sistema Nacional de Cultura) en un solo programa —denominado Arte para todos concentra el equivalente al 80% del presupuesto total del Ministerio de Cultura y Patrimonio.  De acuerdo a lo expresado por el ex-ministro Raúl Pérez Torres durante la comparecencia, el programa Arte para todos nunca contó con la evaluación o aprobación del Ente Rector.

El cuarto: existen instituciones privadas que reciben fondos públicos a través de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, a manera de pre-asignaciones del Presupuesto General del Estado.                                                                                                                       

Finalmente, el quinto:  la concentración de los recursos de los núcleos provinciales de la  Casa de la Cultura Ecuatoriana en la Sede Nacional de la institución. 

La declaratoria de estado de emergencia del sector cultura en Ecuador está más que justificada en estos cinco temas. Este año, el sector ha sufrido un recorte brutal de sus presupuestos públicos. Para una economía en recesión y en ajuste es perturbadora la existencia de presupuestos millonarios gestionados por fuera de la Ley de Orgánica de Cultura y desde la Presidencia de la República.  Además, existió la voluntad sistemática del Ministerio de Cultura y Patrimonio y de la Casa de la Cultura de incumplir la Ley de Cultura y su Reglamento.

Con estos antecedentes, las y los trabajadores del arte y la cultura exigimos:

– Que los presupuesto públicos del sector cultural de los años 2019 y 2020 sean analizados de forma técnica por la sociedad civil y el Ente Rector (el Ministerio de Cultura y Patrimonio).

– La distribución de los presupuestos de la Casa de la Cultura para todas las provincias del país, tal como lo establece la Ley y su Reglamento. 

– Que en aplicación de la Ley, la Dirección de Gestión Cultural de la Presidencia de la República no funcione por fuera el Sistema Nacional de Cultura. 

– Que el actual ministro de Cultura y Patrimonio, Juan Fernando Velasco, y la Comisión de Educación y Cultura de la Asamblea Nacional realicen un examen a las instituciones privadas del Sistema Nacional de Cultura que ahora mismo reciben preasignaciones provenientes de fondos públicos.

– El juicio político al ex-ministro Raúl Pérez Torres.

TRAS LO SUCEDIDO, SE RATIFICA LA DECLARATORIA DE ESTADO DE EMERGENCIA DEL SECTOR CULTURA EN ECUADOR. LAS Y LOS TRABAJADORES DE LAS ARTES Y LA CULTURA NOS CONVOCAMOS A LA MARCHA NACIONAL PARA EL DÍA MIÉRCOLES 7 DE AGOSTO EN LA CIUDAD DE Quito. 

Firman este comunicado las siguientes asociaciones y organizaciones culturales:

Asamblea de la Casa de la Cultura del Azuay

Asamblea de la Casa de la Cultura de Tungurahua

Asociación de Creadores del Cine y el Audiovisual de Pueblos y Nacionalidades (ACAPANA)?Asociación de Directores y Guionistas de Cine Independiente del Ecuador (ADG) 

Asociación de Documentalistas del Ecuador (ADEC) 

Asociación Nacional de Artistas Escénicos (ANAE)

Asociación Ecuatoriana de Técnicos Cinematográficos (AETC)

Asociación de Fotógrafos Ecuatorianos (AFE)

Asociación de Productoras Audiovisuales del Ecuador (APAE)

Asociación de Artistas Escénicos Profesionales del Ecuador (ASOESCENA)

Asociación de Actores Audiovisuales del Ecuador (UNIACTORES)

Asociación de Teatreros “Casa del Teatro”

Comité de Actores Culturales

Corporación de Productores Audiovisuales del Ecuador (COPAE)

Corporación Cultural Red de Espacios Escénicos Independientes (RED)

Grupo de Interés Cultura de Tungurahua

RAM Red de Artistas del Movimiento

Sociedad de Gestión de Artistas y Autores Audiovisuales del Ecuador (UNIARTE)

Marcha por la cultura realizada el 18 de junio de 2019. Fotografía: Paola de la Vega.